Después de las elecciones de Andalucía están apareciendo personajes por todos los sitios que se autodenominan antifascistas pero de en su sana escuela, gente que pinta de trabajar no tiene y las pensiones no sé de donde vendrán cuando nos toque.

Esto es en Granada y dicen que una imagen vale más que mil palabras, tú decides.